24/1/09

MI BULITA


“En la vida hay amores que nunca pueden olvidarse, imborrables momentos que siempre guarda el corazón…..”, así dice la letra de una canción del cantautor mexicano Armando Manzanero, y así quiero empezar a contarles una historia de amor.
Mi bulita, como solía llamarle a mi bisabuela que desafortunadamente murió cuando yo apenas tenía 16 años y ella tenía 96.
Jamás he vuelto a encontrar una persona con más bondad y dulzura que la que ella tenía para con todos, formaran parte de su familia o no. Cuanta energía, fuerza y voluntad de carácter.
Una vida de trabajo, compromiso, perseverancia, optimismo, superación, servicio y sacrificio por el bien de los que amaba. Mujer de pocas pero muy sabias palabras.
No recuerdo haberla visto enojada, jamás. Su cara siempre estaba radiante con una sonrisa y sus ojos emanaban destellos de luz. Me encantaba su voz tranquilizadora y la ternura con que seguía y orientaba cada uno de nuestros actos. Con cuanta paciencia esperaba a que le contáramos los últimos acontecimientos o a que nos comiéramos la comida que tanto trabajo costaba.
Cuantas historias maravillosas de épocas pasadas oímos de sus labios.
Bulita fue balance y equilibrio en nuestras vidas.
Ahora que lo pienso, tuvo que haber sido muy duro para ella, después de una vida dura en la que tuvo que sacar adelante a su familia ella sola, y a una edad en que se supone que debía ser cuidada y mimada por los suyos, dejar su casa, sus hijos, su entorno, por seguirnos, para cuidar de nosotros y de su querida nieta, mi madre, porque sabía que necesitábamos de su presencia y apoyo. Incluso se reveló contra su propio hijo, mi abuelo, por defender el derecho de mi madre a criarnos en un medio mejor.
Bulita nos cuidó con la ceguera del amor desmesurado. Tantos momentos que no volverán pero que por ser inolvidables jamás pasarán.
Cuanto nos enseñó con el ejemplo, nos enseñó a querer a las personas, a no guardar rencor y sobre todo a perdonar los fallos y errores de los demás.
Cuanta tristeza acumulé el día de tu muerte, tanta que hasta enfermé. Fue todo tan rápido, tan inesperado, tan precipitado, pero también como ella siempre quiso que fuera, porque en su bondad infinita no quería que los suyos pasáramos por el sufrimiento de verla enferma y de tener que cuidarla.
Aún me duele el no haberle dicho gracias por todo lo que significó para mí.
Hoy no está físicamente con nosotros, y a pesar de que ha pasado mucho tiempo desde su partida, he querido compartir estas palabras con ustedes como homenaje a un amor desmedido e infinito. Esa carita arrugada y esa cabeza plateada siempre me acompañarán en cada momento de mi vida. Te amo bulita y sé que donde estés sigues mis pasos.

Etiquetas:

6 comentarios:

Blogger YuKiЭ ж DдЯk дnGЭL ha dicho...

Precioso. La verdad es que yo no tuve la gran dicha de conocerla, pero puedo imaginarme lo grandiosa que era. Un abrazo, byye nD Bsks!

24 de enero de 2009, 17:50  
Blogger Giselle ha dicho...

tia, mami leyo esto y dice que aún sintiendo una enorme alegría al ver esto, sintió una profunda tristeza por rememorar esos años y al mismo tiempo una satisfacción enorme por haber compartido con ella, dormido con ella acompañandola y llevándole su comida, lavar y arreglar su ropa en sus últimos meses. Dice también que recuerdes que eran tu y ella que estaban junto a ella al momento de partir. Gracias por recordarsela en este momento, aunque cada vez que comulga lo hace por tantos seres queridos que se han ido, incluyéndola a ella. Y que aunque se sangre no fue su familia, la sintió, la siente y la sentirá para siempre, muy cerca de ella. Tan de cerca la sintió que luego de partir usó su ropa para sentirla mas cerca. Hoy también siente la necesidad de hacerle un homenaje a su viejita bulita..... quien te quiere mucho... Nina

24 de enero de 2009, 18:31  
Blogger abuela ha dicho...

no sabes con cuanta alegria y a la vez tristeza he leido tu articulo, cuantos recuerdos han llegado a mi memoria!!! tu sabes como la quise!

25 de enero de 2009, 18:16  
Blogger Paco Bailac ha dicho...

Un bonito recuerdo para una bella existencia.


Paco

26 de enero de 2009, 22:59  
Blogger Myr ha dicho...

Que en Paz descance, Vive en tu recuerdo por siempre jamás!

Maravillosa mujer, maravilloso ejemplo de amor y constancia!

El resultado... está a la vista!

Besos desde el fondo de mi alma hermanita gemela!

11 de mayo de 2009, 15:10  
Blogger Belkis ha dicho...

Gracias a todos, ella fue maravillosa y perdurará por siempre en mi. Un abrazo fuerte!!!!con todo mi amor

12 de mayo de 2009, 22:25  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal